GIGABYTE

La conocida ensambladora ha dejado ver la nueva GIGABYTE GTX 1080 Xtreme Gaming, una tarjeta gráfica que viene equipada con un sistema de refrigeración líquida y una construcción de alta calidad que le permite conseguir unas frecuencias de trabajo realmente elevadas.

Estamos ante una solución gráfica totalmente personalizada, algo que se deja notar más allá del citado sistema de refrigeración, ya que viene con un PCB similar al que hemos visto en las GTX TITAN X. Esto se traduce en una alta calidad, visible en la capa antipolvo y anticorrosión del mismo, y también en los condensadores, bobinas y en el VRM de 12 + 2 fases.

Ese conjunto de componentes de alta calidad da forma a una tarjeta gráfica que viene con unas frecuencias de trabajo de 1.936 MHz en la GPU y 10.400 MHz en la memoria, lo que le permite ofrecer un rendimiento sensiblemente superior al de los modelos de referencia, pero lo mejor es que además tiene todavía margen de overclock.

1

En teoría es posible elevar esta tarjeta hasta los 2,3 GHz de frecuencia en la GPU, una cifra muy alta que desde luego no nos habríamos atrevido a pensar en la generación anterior, aunque evidentemente necesitaremos contar con un equipo a la altura para poder aprovechar semejante tarjeta gráfica.

No tenemos detalles concretos sobre su posible precio, pero desde la fuente original hablan de unos 749 dólares, cifra que se nos antoja razonable viendo lo que cuesta el modelo de referencia que trae el disipador estándar de NVIDIA.

Más información: TweakTown.

La entrada Nueva GIGABYTE GTX 1080 Xtreme Gaming, hasta 2,3 GHz aparece primero en L'informatik.